estudioelcajón







ʟᴀɴᴢᴀᴍɪᴇɴᴛᴏ:  MANDALA A MIERDA                            
                        - un libro para colorear















editorial 

    LIBRO DE ARTISTA

    ✳ cóᴍᴏ ᴘᴏɴᴇʀ ᴀ ғᴜɴᴄɪᴏɴᴀʀ ᴇʟ ᴄᴏsᴍᴏs    
    ✴
ALIAS   
    ✽
MOISÉS 1    
    ✶
ᴀʀᴛᴇ_ᴇɴ_ᴀʀᴄᴀᴅɪᴀ    
    ✷
S U A V E    
    ✸
2019
    ᴄᴏɴᴄᴇᴘᴛᴜᴀʟ - ᴀᴘɪʟᴀᴅᴏ
    NOVENTA Y NUEVE UNIDADES

    ➊ libreta  
    mantel   
    cenicero
    COMISIONES
    1. Cadáveres Indisciplinados   
    2. MESA FRANCA    
    3. Gaceta filBo
    4. Drama

    5. sᴜ+ᴀʀᴛᴇ


productora

    LOS SOLITARIOS
    CAÍDO
    Ágata
    Adelaida
    Wa
    UNO
    el ruido del tiempo

    OTRAS PRODUCCIONES
    para el ojo parece
    la fuerza de las burbujas


curaduría

    𝖑𝖆 𝖘𝖔𝖒𝖇𝖗𝖆 𝖉𝖊 𝖑𝖔𝖘 𝖕𝖗𝖎𝖓𝖈𝖎𝖕𝖆𝖑𝖊𝖘
    no sillas (escaleras)
    ɢᴇɴᴜғʟᴇxɪóɴ
    ➠ POR GUSTO
    se llama fatiga
    ʂιɠυҽ ιɳƚҽɳƚαɳԃσ
    𝕙𝕒𝕡𝕡𝕪 𝕒𝕔𝕔𝕚𝕕𝕖𝕟𝕥𝕤
    suelo hacer da ñ o
    SALA DE PROYECTOS SGR 2018    
    1. ...estaba perdido pero estar perdido...
    2. PAINT
    3. S U A V E
    4. adecuaciones
    5. artefactos
    5. peso & contrapeso
    7. Tela de Juicio


comercial

    CREACIÓN DE MARCA
    1. Siloé
    2. GVM lab.
    3. La Liga
    4. Sinestesia
    5. MoBo
    6. BASURA CERO
    COMUNICACIÓN INSTITUCIONAL
    1. UCLG Learning
    2. Colpatria
    3. IPSOS
    4. Economía Urbana
    5. La Silla Vacía


   

    SOCIOS
    Antonio Castles
    → Camilo Constain
    Alberto Miani
    Jaime Muñoz
   








Mark



BOG-COL 2018
ᴀɢᴏsᴛᴏ - sᴇᴘᴛɪᴇᴍʙʀᴇ

adecuaciones
 
︎ Pablo Lazala Ruiz

sala de proyectos SGR galería

En esta ocasión, Pablo Lazala se pregunta por las diversas operaciones constructivas a las que ha sido sometida esta casa, con la remoción de un muro que permite identificar el lugar donde alguna vez hubo una ventana.



Los espacios o las infraestructuras urbanas suelen pensarse como una colección de volúmenes y objetos estáticos que no actúan. Esto es especialmente cierto para los espacios del arte que supuestamente funcionan como lugares anónimos que ofrecen solamente una estructura de fondo que desaparece a la luz de las obras que acoge. A pesar de los esfuerzos por neutralizar las características diferenciales de estos espacios para garantizar la “adecuada” visibilidad (y venta) de las obras, su organización es activa; allí se articulan gramáticas, códigos y lógicas de distribución que lejos de ser neutrales implican unas disposiciones que ejercen un poder y determinan un comportamiento.

Estos espacios son en sí mismos medios o tecnologías que portan información, y que presuponen unos gestos y relaciones específicos entre los cuerpos que allí se articulan. En este caso tanto Pinyol como Lazala se niegan a mantener la idea de esa supuesta neutralidad de la galería que busca “desaparecer” para cumplir su función comercial. En lugar de ocupar el espacio con objetos, listos para la venta, llevan a cabo operaciones que recalcan que ese espacio no está vacío de sentido, y que a partir de sus volúmenes y distribución se puede hacer visible información que tiene que ver con su historia estructural, por un lado; y con su dinámicas de poder, institucionalidad y visibilidad por otro.

En el caso de Lazala se trata de recuperar la huella de lo que existió en ese lugar antes de que se convirtiera en un cubo blanco. Al reabrir lo que alguna vez fue una ventana se hace visible no solo la historia de ese espacio que antecede su actual función, sino una tensión entre el espacio “nuevo” y la ruina que su existencia obligó. El gesto en este caso no se trata de agregar elementos al espacio, sino de retirarlos para hacer evidentes las diferentes operaciones constructivas que se han dado en el espacio en su proceso de “neutralización.

Aʟᴇᴊᴀɴᴅʀᴀ Sᴀʀʀɪᴀ Mᴏʟᴀɴᴏ




Mark